Twitter icon
Facebook icon

INVERSIÓN PRIVADA DESEMBARCA EN SANTA ROSA GENERANDO NUEVOS PUESTOS DE TRABAJO

La Empresa Lost Valley S.A. anunció su desembarco en el departamento con la radicación de una planta de doble prensado de alfalfa que demandará una gran inversión y empleo genuino.

Luego de que la Intendente de Santa Rosa, Norma Trigo, junto al Secretario de Gobierno, Marcos Nuarte y el equipo de Desarrollo Económico municipal se reuniera con los representantes de la entidad privada, se anunció su arribo para poner en funcionamiento la planta de reprensado de alfalfa destinado a la exportación y al mercado interno.

La inversión superaría los 45 millones de pesos. El Secretario de Gobierno, Marcos Nuarte reafirmó que “estas inversiones traen consigo una nueva fuente de trabajo para los santarrosinos, algo que necesitamos para que Santa Rosa continúe creciendo”. Ante esto, la industria generará más de 50 puestos de trabajo de manera directa, y más de 100 indirectamente, debido que, como consecuencia de su funcionamiento reactivará la producción forrajera local, donde se estima en una primera etapa que alcanzaría 1500 hectáreas.

Desde la empresa consideran que el departamento tiene ventajas competitivas necesarias para la instalación, teniendo en cuenta los aspectos relacionados en cuanto a costos, finanzas, y lo más importante, la predisposición y colaboración municipal tanto para el emprendimiento privado como para los productores forrajeros locales.

Esta inversión marca a Santa Rosa como un polo de desarrollo forrajero único en el Este provincial. Marcos Nuarte enfatizó que su llegada “es una muestra de la tranquilidad institucional que se ha alcanzado, siendo un atractivo para la llegada de nuevos emprendimientos productivos e industriales”.

SOBRE EL PROYECTO:

Lost Valley S.A se instalaría, en un principio, en el distrito de La Dormida con una planta de doble prensado en formato fardos chicos de 50 Kg. Este emprendimiento, con la compra de prensas españolas de doble prensado, permitiría poner en actividad inicialmente 1.500 hectáreas bajo riego para proveer materia prima a la misma, siendo un negocio rentable en el corto/mediano plazo. Un punto especial es la calidad de la alfalfa requerida, para lo que se deberá capacitar productores, incorporar maquinarias y mejorar la genética y el manejo de la producción.

 

Imágenes: 
Términos y condiciones de uso (Abre en ventana nueva)